¿Cómo funcionan los pagos automáticos de débito desde mi cuenta bancaria?

La gente utiliza los pagos automáticos, establecidos con comercios o proveedores de servicios, para pagar facturas y hacer otros pagos recurrentes desde sus cuentas en bancos o cooperativas de crédito.

Estos pagos automáticos pueden ser para cubrir facturas de utilidades como la electricidad, cobros mensuales de las tarjetas de crédito, cuotas de la guardería o el gimnasio, pagos del préstamo del vehículo y hasta cuotas de hipotecas. Dichos pagos automáticos pueden ser una forma conveniente para que las personas se aseguren de pagar sus cuentas a tiempo. Algunos prestamistas ofrecen reducciones de las tasas de interés de los préstamos cuando éstos son pagados con débitos automáticos. Sin embargo, antes de que usted le dé su número de cuenta a alguien para que, con su permiso, retire dinero de la misma, automática y constantemente, es bueno que conozca cómo funcionan los débitos automáticos  y porqué debe ser muy cuidadoso al utilizarlos.

¿Cómo funcionan los pagos de débito automático?

 Para establecer un acuerdo de pagos automáticos directamente con una compañía, como un proveedor de préstamos para estudiantes o hipotecas, o inclusive un gimnasio, usted debe entregarle la información de su cuenta bancaria o tarjeta de débito y darles permiso (“autorizarlos”) con antelación para:

  • Retirar dinero electrónicamente de su cuenta;
  • Hacerlo de forma recurrente, generalmente a intervalos regulares como todos los meses.

Usted puede acordar pagos automáticos por el mismo monto o por montos variables dentro de un rango específico, como por ejemplo es el caso de las facturas de las utilidades, que varían cada mes. La compañía que cobra debe avisarle, al menos con 10 días de anticipación al pago, si el débito será diferente a los otros pagos recientes o si estará fuera del rango especificado y autorizado.

¿En qué se diferencian los pagos de débito automático de la función “Bill-pay” (pague su factura)?

Los pagos de débito automático funcionan de manera diferente a la función recurrente de pago de facturas que ofrece su banco. En el pago recurrente de facturas ("Bill-pay"), usted autoriza a su banco o cooperativa de crédito a enviar los pagos a la compañía. Con los débitos automáticos, usted otorga permiso a la empresa para que cobre los pagos de su cuenta bancaria.

Sea cuidadoso al darle a alguien la información de su cuenta bancaria y una autorización 

Los pagos automáticos pueden ayudarle a mantenerse al día con sus facturas y otros pagos regulares. Sin embargo, usted debe ser muy cuidadoso a la hora de darle a una compañía su autorización para que cobre pagos directamente de su cuenta.

Antes de otorgar permiso a una compañía para realizar retiros automáticos:

  • Verifique a la compañía. Antes de acordar pagos automáticos de su cuenta bancaria con una compañía, asegúrese que ésta sea una compañía legítima y creíble. Considere utilizar algún otro método de pago hasta que usted esté seguro de que está satisfecho con el servicio y con dicha compañía.  Nunca le entregue la información de su cuenta bancaria o tarjeta de débito a una compañía de la cual usted no esté completamente seguro.
  • Conozca sus derechos. Ninguna compañía puede obligarlo a pagar por un préstamo a través de débitos automáticos desde su cuenta de cheques, como condición para otorgarle el préstamo (a menos que el préstamo sea una línea de crédito de sobregiro). Esté alerta con aquellas compañías que le presionen para que usted pague con débitos automáticos.
  • Sea cuidadoso con las tarifas por sobregiro o insuficiencia de fondos (NSF, siglas en inglés). Los pagos automáticos pueden ayudarlo a evitar penalidades por pago atrasado en sus facturas. Pero, si usted olvida mantener un balance apropiado en su cuenta y éste es muy bajo cuando aplique un pago automático (o cualquier otro pago), usted tendría que pagar tarifas por sobregiro o NSF. Tanto su banco, como la compañía, podrían cobrarle una tarifa si no hay suficientes fondos en su cuenta. Estas tarifas pueden sumarse rápidamente. Préstele mucha atención al balance de su cuenta bancaria y a los pagos automáticos acordados, para que esté seguro de que habrá suficiente dinero en su cuenta en las fechas determinadas.
  • Revise los términos de su acuerdo. La compañía debe entregarle una copia de los términos de su acuerdo de autorización de pago. La autorización de pago es el acuerdo que le permite a la compañía debitar sus cobros de su cuenta bancaria. Los términos de su autorización deben ser establecidos de forma clara y entendible. Es importante revisar estos términos y mantener una copia de los mismos en sus archivos. Asegúrese que entiende cuánto y con qué frecuencia, será retirado dinero de su cuenta. Vigile su cuenta para asegurarse de que el monto y la frecuencia de las transferencias sean lo que usted aceptó en el acuerdo.

Usted también tiene derecho a detener los pagos automáticos: haga clic aquí para obtener más información.

Was this answer helpful to you?

No incluya información confidencial, como su nombre, información de contacto, número de cuenta o número de seguro social en este campo.