¿Cuál es la diferencia entre un asesor de crédito y una empresa de liquidación de deudas?

Los servicios de asesoría de crédito son diferentes de muchas maneras de las compañías de liquidación de deudas. Los asesores de crédito suelen ser organizaciones sin fines de lucro. Las compañías de liquidación de deuda son empresas con fines de lucro y a veces son bufetes de abogados. Las organizaciones de asesoría de crédito y las compañías de liquidación de deudas ofrecen servicios para ayudarle si tiene problemas para hacer los pagos de sus deudas.

Las organizaciones de asesoría de crédito le aconsejan sobre cómo administrar su dinero y sus deudas y pueden ayudarle a desarrollar un presupuesto. Por lo general, ofrecen materiales y talleres educativos gratuitos. Los asesores hablan con usted de su situación financiera y le ayudan a desarrollar un plan personalizado para resolver sus problemas económicos. Una sesión de asesoramiento inicial suele durar una hora, con una oferta de sesiones de seguimiento. Aunque la mayoría de ellos no son de lucro, los asesores de crédito pueden cobrar honorarios por sus servicios que obtienen de los pagos que usted les hace.

Algunos acreedores y cobradores no negociarán con las compañías de liquidación de deudas en absoluto. Una vez que se enteran de que usted está trabajando con una empresa de liquidación de deudas, sus esfuerzos de cobro pueden intensificarse. Por ejemplo, el cobrador puede presentar una demanda en su contra. Muchas compañías de liquidación de deudas le darán instrucciones para dejar de pagar a sus acreedores.  Si usted deja de hacer los pagos, puede enfrentar esfuerzos de cobro, cargos por pagos atrasados e intereses de sanción. Estos derechos y cargos harán que sus deudas crezcan más. De esta manera, la liquidación de la deuda puede hacer que la carga de su deuda total crezca, incluso si la compañía de liquidación de deudas liquida una o más de sus deudas.

Esta es una diferencia clave entre la liquidación de deudas y la asesoría de crédito: Los asesores de crédito llegan a acuerdos iniciales con sus acreedores para asegurarse de que éstos no hagan esfuerzos de cobro o cobren recargos o intereses de mora, mientras que usted está en el programa de gestión de deudas con asesoría de crédito. Las compañías de liquidación de deudas a menudo no tienen tales acuerdos iniciales con los acreedores.

Por lo general, un asesor de crédito le ayudará con consejos y formación, y con la organización de un “plan de gestión de deudas” para todas sus deudas. A través de un plan de gestión de deudas, usted hace un solo pago al asesor de crédito cada mes o período de pago y el asesor de crédito hace pagos mensuales a cada uno de sus acreedores. A través de los planes de gestión de deudas, los asesores de crédito por lo general no negocian reducciones en las cantidades que usted debe; en su lugar, pueden disminuir su pago mensual total. Pueden hacerlo haciendo que el acreedor aumente el tiempo durante el cual usted puede pagar un préstamo (por ejemplo, cinco años).  También pueden hacer que los acreedores reduzcan las tasas de interés. Si bien la mayoría de los asesores de crédito no tienen fines de lucro, pueden cobrar honorarios por sus servicios que obtienen de los pagos que usted les hace.

La liquidación de deudas es diferente a la asesoría de crédito. Las compañías de liquidación de deudas ofrecen organizar las liquidaciones de sus deudas con los acreedores o los cobradores, ofreciendo normalmente pagar sus deudas con pagos globales únicos que son menores que las cantidades totales que usted debe. Por ejemplo, por cada $ 100 de un préstamo que un acreedor se compromete a condonar, la compañía de liquidación de deudas le cobrará a usted una parte en honorarios.

Una compañía de liquidación de deudas por lo general tratará de hacer que los acreedores acepten las liquidaciones, en primer lugar haciendo que usted deje de hacer los pagos de sus deudas. Eso puede ser peligroso para usted. Mientras que algunos acreedores y cobradores aceptarán acuerdo con compañías de liquidación de deudas, muchos no van a negociar la cantidad que van a liquidar. Más bien, tendrán políticas estándar sobre cuánto capital condonarán si usted no ha realizado pagos por cierto período de tiempo. Esto significa que las compañías de liquidación de deudas por lo general no pueden obtener mejores condiciones que las que usted podría obtener hablando con sus acreedores usted mismo.

CONSEJO: Tenga cuidado con las compañías de liquidación de deudas que cobran honorarios por adelantado a cambio de promesa de saldar sus deudas.

En la mayoría de las circunstancias, ni los asesores de crédito ni las empresas de liquidación de deudas pueden borrar todas sus deudas. Si usted simplemente no tiene suficientes ingresos para pagar lo que debe, declararse en quiebra puede ser la mejor solución para usted. Declararse en quiebra puede tener consecuencias a largo plazo, así que consulte a un abogado de quiebra para saber si la quiebra es una buena solución para usted.

La Norma de Ventas de Telemercadeo de la Comisión Federal de Comercio prohíbe a las empresas con fines de lucro que ofrecen liquidación de deudas que no se reúnen con usted personalmente el cobro de una tarifa a menos que primero salden, reduzcan o alteren su deuda.

CONSEJO: La mayoría de las compañías de liquidación de deudas exigen que usted deje de pagar a sus acreedores para tener éxito con un programa de liquidación de deudas.

Si usted deja de pagar sus deudas, sus acreedores probablemente comenzarán el proceso de cobro y comenzarán a cobrarle cargos e intereses. Las compañías de liquidación de deudas dicen que las demandas y los esfuerzos de cobro de deudas son factores clave que impiden que los clientes completen con éxito un programa de liquidación de deudas.

Enviando sus comentarios, espere por favor...

Estamos contentos de esta respuesta fue útil para usted!

¡Gracias por sus comentarios!

¿Fue util esta respuesta?

Comuniquese con nosotros para informarnos de como podemos mejorar esta respuesta:

¿Por qué esta respuesta no fue útil?